¡Jessstyleblog al cuidado de su cuerpo!

¡Sana, satisfecha y feliz!

Hola a todos, quiero contarles que ya estoy a unos días de concluir mis actividades en “Bikini Project”, lo cual me hace sentir muy contenta y satisfecha conmigo misma. Como les comente en el Post titulado “Jessstyleblog al cuidado de su cuerpo” ha sido un gran reto personal.    Comer bien.

El comer 5 veces al día me resultaba imposible, tenía mil cosas que hacer todo el tiempo, entre cuidar a mi familia, trabajo, amigos, se me iba la vida. Prepararme todos los menús y snacks parecía imposible.  La primera semana de desintoxicación ufff reía y decía que fácil, pero “ouch” las siguientes semanas comenzó la complicación para estar cocinado. Ahí es donde comienzan los pretextos. Decidí hacer un plan y me organice de tal manera que preparé junto con mi bolsa de mano una bolsa extra con todo lo necesario para alimentarme, en ocasiones no me es posible preparar los alimentos, entonces trato de buscar un lugar en el que me cocinen lo que tengo que comer. Siguiendo las recomendaciones de mi Health Coach que es tratar de comer lo menos posible en la calle. Como parte de este proceso me comprometí a tener en casa todo lo necesario,prepararme mi comida y poder llevarla conmigo incluyendo mi Shot si es que salgo muy temprano, a todo te acostumbras. El verdadero reto en este proceso es la “constancia”, que es la base de todas las cosas que queremos lograr, y que deseamos sean un éxito. Soy muchísimo más feliz porque ahora tengo una amplia variedad de ideas para comer, he aprendido mucho de la alimentación cosa que antes no me importaba, ahora se lo importante que es comer sanamente y saber qué es lo que comes.     Peso:

Les confieso que sólo me pesó cada que voy al médico y la verdad no sé exactamente los kilos que bajé, lo importante es que mi salud ha mejorado, obvio notas un gran cambio en tu ropa. Mi principal objetivo al entrar en este proyecto fue mejorar mi salud, ya que cada que subía escaleras me agitaba, me sentía pesada, cansada y algunas veces hasta mareada, éste malestar se debía a un mal hábito en mi comida y al cero ejercicio que realizaba. Ahora ese cansancio físico puedo decir que se acabó, puedo subir y bajar escaleras sin pretexto y no me falta la respiración, me siento mucho más ligera y más sana incluso el Asma que sufría antes de empezar este proyecto ha disminuido muchísimo.     Ejercicio:

Una palabra que antes a mí me daba igual, y que ahora puedo entender lo importante que es para la salud obvio sin obsesionarte. Se trata simplemente de pensar en tu salud, ya los que deseen tener un abdomen envidiable y un cuerpo escultural ya es otro boleto, al menos ese no es mi objetivo, para mí lo importante es sentirme bien conmigo misma y seguir saludable, que no me cueste subir y bajar escaleras, no poner pretextos para caminar, en pocas palabras mover el esqueleto sin ningún problema, y esto se puede lograr como lo dije arriba con constancia y disciplina. Este proceso del ejercicio para mí no ha sido nada fácil, nunca en mi vida había tenido una rutina de ejercicio, pero ahora mi cuerpecito ya se ha acostumbrado y sabe que es necesario para sentirnos bien. Ahora para mí la palabra ejercicio es pensar en sentirme bien, entender que es necesario para mi salud y ahora se ha convertido en parte de mis actividades diarias, hago una rutina en mi casita y después mis 40 minutos de cardio, así mi corazón será más sano y más fuerte.            Tiempo:

Ahora me doy tiempo para mí y también eso es maravilloso, a veces uno vive para los demás y llegamos a olvidar que también nosotros nos necesitamos, que nuestro cuerpo nos habla y que no lo escuchamos, seguimos con los pretextos o con la rebeldía de a mí no me importa o con la crítica de esos cuates que hacen ejercicios y se la pasan comiendo hierba están locos etcétera… me he dado cuenta que la única beneficiada aquí, he sido yo, y que hoy darme el “tiempo” de cuidar mi cuerpo y mi salud ha sido una buena inversión y que la “Constancia” es una palabra clave.  Conclusiones. Durante este proyecto aprendí que los humanos somos muy buenos para los pretextos que nos repetimos todo el tiempo para no enfrentar nuestros problemas. Yo en lo personal deje de inventar todos esos pretextos, y comencé a darme tiempo para mí misma. Siempre tenemos un pero, desconozco si sea miedo o flojera, pero lo que he aprendido es que solo uno mismo decide si te atreves y terminas o te rindes en el intento. Yo por mi cuenta decidí terminar y creo que lo estoy logrando, ahora sé que si se puede. Se los escribo una vez más, no ha sido fácil llevar un régimen alimenticio con ejercicio cuando nunca lo había hecho, pero lo he logrado y el reto creo yo, que no ha sido este proyecto, el reto será mantener esta constancia!!

Mis queridos Lectores así mi experiencia, gracias por seguir aquí y por leerme, les mando muchos besitos y hasta pronto!!